Noticias

Explora

La industria naviera europea exige medidas para evitar el colapso del comercio marítimo

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
26 mar 1

Por: Naucher Global.

En una carta conjunta dirigida al comisario europeo de Medio Ambiente, Asuntos Marítimos y Pesca, Karmenu Vella, la European Community Shipowner’s Associations (ECSA) y la European Transport Workers (ETF), han reclamado urgentemente medidas reguladoras especiales y acciones para evitar un colapso total del comercio marítimo hacia y desde la UE.

ECSA y ETF consideran imprescindible que el sector del transporte marítimo de la UE siga siendo capaz de desempeñar su función crucial para la economía europea y sus ciudadanos. El 76% del comercio exterior de la UE se mueve por mar y el 32% del transporte de mercancías dentro de la UE. Hay que garantizar que los bienes esenciales, la energía, los alimentos, los medicamentos y muchos otros productos procedentes de fuera de la UE puedan ser entregados al mercado interno de la UE, a los ciudadanos y a las industrias vitales de todos los Estados miembros y sean transportados con la mayor fluidez posible entre los Estados miembros de la UE. Sin esto, muchas cadenas de suministro se verían gravemente afectadas o llegarían a un completo estancamiento, lo que haría que el impacto económico de la crisis fuera aún mayor de lo que ya es.

Lea: Puerto de Barranquilla operará de manera regular pese a la cuarentena

Por lo tanto, ECSA y ETF hacen un llamamiento a las instituciones de la UE para que apoyen a la industria y a su fuerza de trabajo en los desafíos que están enfrentando. Se deben adoptar medidas y acciones especiales con la mayor urgencia para asegurar que la industria del transporte marítimo pueda desempeñar su papel de apoyo a la economía de la UE en la mayor medida posible.

Impacto social

La gente de mar de todo el mundo está aportando una contribución esencial para asegurar que las cadenas internacionales de suministro hacia y desde Europa sigan funcionando. Las medidas que están adoptando los Estados Miembros para restringir el movimiento de personas, a fin de minimizar los riesgos de infección, si bien son comprensibles, están teniendo graves consecuencias para el movimiento de la gente de mar. También el cierre de los puertos es un factor relevante. En consecuencia, los trabajadores, tanto en el mar como en tierra, están experimentando varios problemas que requieren una acción inmediata.

Movimiento de las tripulaciones de los buques

Es de suma importancia que los buques puedan atracar cuando sea necesario y que los miembros de la tripulación puedan entrar y salir de sus buques con el menor número posible de impedimentos. Con las restricciones en los puertos – y las reducciones de los vuelos – esto se está haciendo cada vez más difícil. Por esta razón, la industria insta a la flexibilidad y a la asistencia para ayudar a la gente de mar a seguir operando los buques y a que se les permita salir y regresar a sus hogares para que se puedan seguir efectuando los relevos de la tripulación.

Por consiguiente, la industria pide que se exima a la gente de mar de las prohibiciones nacionales de viajar, de manera que puedan unirse a sus buques y mantener en funcionamiento las líneas de suministro. También deben recibir un trato pragmático cuando regresen a casa desde sus barcos. En estos momentos críticos, al igual que el personal médico y las fuerzas de seguridad, la gente de mar son trabajadores clave y necesitan que los gobiernos los reconozcan como tales y les presten una consideración especial.

Lea: Exportaciones surcoreanas aumentan 10% en Marzo

Período máximo de servicio

A petición propia, o debido a la ausencia de una tripulación que los reemplace y/o a la ausencia de vuelos desde el puerto de desembarco previsto hasta su país de origen, la gente de mar puede tener que pasar más tiempo a bordo de los buques de lo que se especifica en sus acuerdos de empleo o en la legislación nacional aplicable que aplica el convenio sobre el trabajo marítimo.

Por consiguiente, ECSA y ETF exhortan a los estados de abanderamiento y a los estados del puerto a que apliquen un enfoque pragmático a esas situaciones y, caso por caso, permitan que los miembros de la tripulación permanezcan a bordo durante un período razonable más allá de sus turnos de servicio programados en vista de las consecuencias de la pandemia, teniendo en cuenta que los buques necesitan navegar con toda la tripulación.

Impacto operacional

Varias medidas y acontecimientos están afectando gravemente a las operaciones de los buques en todo el mundo. Hay dificultades para encontrar suministros médicos y escasez de piezas mecánicas y electrónicas para los buques. El tráfico por mar entre lugares específicos se ha detenido ahora completamente. Además, se han establecido restricciones operacionales para las escalas en los puertos. Hay un aumento significativo del número de buques fuera de servicio debido a las fuertes limitaciones operacionales, la falta de carga o la indisponibilidad de la tripulación.

Por consiguiente, la ECSA y ETF reclaman a la Comisión y a los Estados Miembros que:

Mantengan abiertas las líneas de suministro

Es de importancia crítica que las líneas de suministro se mantengan abiertas para que los productos y suministros puedan llegar a los buques y esto depende de naves que puedan atracar donde sea necesario.

Impacto económico

Se están observando impactos económicos directos en todos los segmentos del transporte marítimo. El transporte marítimo de pasajeros -cruceros y transbordadores- se ve afectado inmediatamente debido a que cada vez más países cierran sus fronteras o restringen los viajes. El transporte marítimo mundial disminuirá debido a la caída del crecimiento económico mundial y, por lo tanto, del comercio marítimo. Se reducirá la demanda de tonelaje, especialmente en contenedores de alta mar y a granel. La importante reducción de los precios del petróleo está repercutiendo en la viabilidad a mediano y largo plazo de los buques de alta mar, que acaban de empezar a recuperarse de la crisis anterior, que comenzó en septiembre de 2014.

Por esta razón, la ECSA y ETF ven necesario que la Comisión y los Estados Miembros presten asistencia financiera al sector:

Los bancos de la Unión Europea deben contar con el apoyo de un marco reglamentario adecuado a nivel comunitario para resolver los problemas inmediatos de liquidez de los armadores.

El paquete del BCE, tal como se acordó el pasado viernes 13 de marzo, debe estar disponible sin demora para que los bancos puedan seguir financiando la industria del transporte marítimo. El apoyo de la UE también debería cubrir la financiación de las inversiones que será importante para que la industria se regenere a largo plazo.

Ser flexible en la aplicación de las directrices sobre ayudas estatales en el sector marítimo, de modo que las ayudas estatales, al igual que los planes de reducción de los costos laborales, puedan garantizarse para la situación tan especial a la que se enfrentan actualmente el sector del transporte marítimo y la gente de mar de la UE.

En vista de la importancia vital del transporte marítimo y los servicios conexos para la UE y sus ciudadanos, la ECSA y la ETF piden a la Comisión Europea y a los Estados miembros que adopten medidas decisivas y enérgicas para facilitar las cadenas de suministro y los viajes de la gente de mar, prestando un apoyo muy necesario a la industria y la fuerza de trabajo.

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter

DP World instala su sistema de almacenamiento de contenedores de 11 niveles

Knutsen, Repsol y Wärtsilä ensayan un motor de cuatro tiempos con amoniaco como combustible

Faltan marinos

Colombia: Movimiento de carga en Zona Portuaria de Barranquilla crece 3,8% entre enero y junio

Colombia: Contecar atenderá dos buques de la clase Valparaiso Express de forma simultánea

Ecuador y la OMI organizan el taller nacional del proyecto GloFouling